Hola, ¿Qué tal estás?

Hoy quiero hablarte de los valores y voy a empezar con unas preguntas:

¿Eres quién quieres ser realmente? ¿Sabes cuales son tus tres valores principales?

Pero Edu, ¿qué son los valores? 

Jejejejeje, vamos a empezar por el principio. Los valores son los principios, virtudes o cualidades que caracterizan o definen a las personas.

Para poder explicártelo mejor, voy a ponerme como ejemplo y te voy a contar cómo descubrí mis valores y cómo esto, fue la base que lo cambió todo.

Además, al final de este artículo, voy a contarte lo que debes hacer para descubrir tus valores y, también, he dejado un PD al final que no puedes perderte. 

Bueno, al lío.

Si has leído un poco sobre mí, sabrás que los últimos años de mi anterior etapa laboral, fueron muy muy malos. 

Yo no sabía por qué estaba tan mal, ni porqué todo me parecía una mierda y estaba paralizado completamente sin saber qué hacer. 

Estaba metido, inconscientemente, en dos de los polos del triángulo dramático: Víctima y Acusador

Ahora lo veo clarísimo: Mi problema era que estaba totalmente desalineado con mis valores.

Al hacer el ejercicio, que voy a explicarte un poco más abajo, me salieron los siguientes valores:

  1. Familia
  2. Libertad 
  3. Amor

¡¡¡Pero cómo no iba a ser infeliz!!!

Si mi primer valor es la familia y casi no la veía porque estaba siempre en el trabajo, pues tú me dirás.

Si mi segundo valor es la libertad y estaba todo el día trabajando, conectado, de reuniones, con llamadas, etc. pues, de nuevo, tú me dirás.

Y, en el caso del amor, sí puedo decir que tenía amor de los seres que me querían y me quieren, pero era un amor a cuenta gotas debido a no poder estar cerca de ellos. Por no hablar del poco amor propio que me tenía al estar atrapado por un sueldo, en un trabajo que ya no me gustaba.

Y de verdad, que era muy infeliz y no sabía porqué. ¡Vaya tela!

Cuando, al final, decido dejar mi trabajo y empiezo a crear mi vida alineada con estos valores, madre mía, la cosa cambió radicalmente.

Yo ya no quiero un trabajo que me tenga atrapado por un sueldo, que me quite el sueño y que me agobie y estrese continuamente y me haga ser quien no soy.  

Yo solo quiero un trabajo y una vida que no me haga estar lejos de mi familia, que me deje hacer las cosas que a mi me gustan gracias a que tengo libertad para hacerlas (escalar, jugar al pádel, conocer gente, ir al campo, hacer lo que me dé la gana,  etc.). Y tener estas dos primeras me hace poder dar y recibir amor a raudales.

Ahora si estoy alineado con mis 3 principales valores y te aseguro que estoy feliz y pleno como nunca antes lo había estado. 

Ahora mismo soy quien quiero ser y todo tiene muchísimo sentido en estos momentos.

Y aunque hay días malos, y te aseguro que los tengo, da igual, porque ahora sé que estos pasan y yo sigo mi camino bien de la mano con mis valores.

Espero que con esta historia, haya podido explicar la importancia de tener claros los valores.

Conocerlos, va a hacer que te plantees si la vida que tienes, es la que quieres.

Y por supuesto que, conocerlos, no es la solución a tus problemas pero, para solucionar algo, primero debes saber cual es el problema 

Y esto, es la base. 

Entonces, ¿Quieres descubrir cuáles son tus valores y empezar a  ser quien realmente quieres ser?

Descúbrelo en estos 4 sencillos pasos:

Mira, aquí te dejo un documento con una lista llena de valores.  Enlace

Paso 1: Descárgate la lista y échale un ojo.

Hay muchos más valores que puedes buscar por internet, pero estos son los más usados y que te pueden servir para empezar ahora. Pero, como digo, puedes buscar más. No hay problema

Paso 2: De todos los que aparecen ahí, elige 10 de ellos.

Para elegirlos, te puedes ayudar preguntándote: 

  • Con cuales te sientes más identificado 
  • Cuáles te gustaría tener 
  • O cuales tienes y te gustaría mejorar.

Paso 3: Una vez tengas tu Top 10 de valores, ahora viene lo más complicado. Reduce esos 10 a un Top 5. ¿Cuales son tus 5 valores que te identifican o te gustaría que te identificaran?

Paso 4: Después de ese Top 5, ahora, reducelo a tu Top 3.

Para ayudarte a decidir cuales quitar y cuales no, te puede ayudar hacerte estas preguntas:

¿Podrías vivir con A pero sin B?

¿Podrías vivir con B pero sin C?

A, B y C podrían ser cualquiera de los valores con los que tengas dudas de si quitar o dejar.

Tomate tu tiempo para hacer este ejercicio y sé honesto e íntegro contigo. Así el resultado será real.

Vale, pues cuando tengas tu Top 3 de valores ahora pregúntate:

¿Mi vida actual está alineada con estos valores? Escucha bien la respuesta que te vas a dar. A lo mejor tienes que empezar a cambiar cosas.

Una cosa más, la vida va dando muchas vueltas y cambia constantemente. Esto hace que tus valores vayan cambiando también y es interesante que cada cierto tiempo realices este ejercicio.

Los valores que saques hoy, quizás, dentro de un año sean distintos. Y en 10 años ya no te digo.

PD: Si quieres indagar más sobre este asunto, aquí te dejo una charla que dí hace unos días con los amigos de ‘Be Co Workers’. En esta charla, hablaba justamente de la importancia de conocer tus valores y de los beneficios de alinear tu vida a estos.

Aquí te dejo el enlace

————————————————————————-

Recuerda que te ofrezco tener una sesión de Coaching de 30 minutos gratuita conmigo.

¡Cuéntame tu situación actual!

No tengas miedo. Sólo hablaremos 😉

Quizás con la charla ya encuentres algún recurso que te ayude.

¿Qué puedes perder? Es gratuita.

Aquel que es valiente, es libre – Séneca